Advertisements
La Isla Oeste

¡En el mar todo se gana!

Decenas de niños con condiciones especiales se gozaron el deporte en la playa este fin de semana.

2016/Foto One Red Media

Por One Red Media

Aguadilla. Manuel Zeno Hidalgo tendría algunos 8 años cuando comenzó a tomar terapias sobre una tabla de remo en la playa Crashboat de Aguadilla.

Hoy, este niño con síndrome down ha mejorado grandemente el aspecto cognitivo, así como en estructura física, según asegura su padre Carlos Zeno Cortés.

A través de Ocean Kids, una organización sin fines de lucro fundada por el instructor de paddleboarding, Juan Carlos Rosario Soto, otros niños como Manuel disfrutan de este deporte acuático, al tiempo en que fortalecen su balance, postura y fuerza muscular por medio de la terapia alternativa.

“Llevamos aproximadamente tres años trabajando con Manuel aquí en Crashboat, por una iniciativa de Juan Carlos. Vinimos un día a la playa, porque yo lo traía con mucha frecuencia y me dijo- vamos a empezar con esta iniciativa, ¿puedo utilizar a Manuel en laboratorio? Y le dije que sí. Al sol de hoy, el cambio ha sido muy bueno y gratificante.

Precisamente este fin de semana, la organización celebra su tercer encuentro Get Up Stand Up, en el que participan decenas de niños con condiciones especiales, acompañados de adultos para quienes también se ha diseñado un calendario de eventos que concluye hoy sábado con un torneo de pesca en Kayak y la segunda competencia de Paddleboard en categoría Elite a 14 millas Downwind, que estará llegando hasta la costa de Isabela y regresando a Crashboat.

Desde tempranas horas, ayer viernes se ofrecieron clínicas gratuitas de paddleboard para niños con necesidades especiales, en un ambiente con música, rifas y premiaciones. También hubo inflables con chorreras de agua, música, terapia con equinos y comida.

“Yo como padre, les recomiendo a quienes tengan hijos con necesidades especiales, que utilicen el stand up paddle como medicina alterna. Hay otras organizaciones sin fines de lucro que también ofrecen terapias a través del surfing, que lleguen a la que puedan”, acotó Zeno Cortés.

Según Rosario Soto, el evento ha sobrepasado las expectativas.

“Hablando familiarmente ha sido bien emocionante. Hay mucha cooperación de los papás y los niños se llevan un grato recuerdo”, expresó el instructor, que invitó a los interesados a volver el siguiente año.

Durante el evento diez niños fueron becados para el programa Ocean Kids. Este programa comienza en junio con clases una vez en semana por un mes. En agosto se ofrecerá el programa por dos meses y medio con clases dos veces en semana.

“Son terapias que recomendamos a todo el mundo. Es un programa piloto, innovador, con buenos resultados”, concluyó Rosario Soto.

This slideshow requires JavaScript.

 

Advertisements

Leave a Reply

%d bloggers like this: