Advertisements
La Isla Oeste

‘Nulo’ el avance con escrutinio electrónico a la hora de votar

Las filas de los electores en la primaria PNP tenían una espera que superaba la hora.

2016/Foto One Red Media

Por María Cotto

Para La Isla Oeste

Aguadilla. El nuevo método de lectura electrónica de papeletas fue criticado por políticos y electores como uno lento y de poca privacidad durante el proceso primarista celebrado ayer.

Al cierre de las votaciones, pautado a las 3:00 pm, aún había colegios atestados de votantes esperando en fila para emitir su voto, como se pudo observar en la escuela Eladio Vega de Aguadilla. Esto, a pesar que ya empezaban a publicarse números extraoficiales que le daban una amplia ventaja al alcalde aguadillano frente a sus tres opositores.

En esta ciudad, donde hubo primarias para la alcaldía por el Partido Nuevo Progresista (PNP), tanto el incumbente Carlos Méndez como uno de sus contrincantes, el exrepresentante Rolando Crespo, criticaron la lentitud del proceso de leer las papeletas en la máquina electrónica.

“El proceso es lento, veo que va a ser un poquito tedioso. Va a tener como consecuencia que va a haber filas. Me tardé mucho más  de lo que normalmente uno se tarda en hacer una X y someterlo en la urna,” dijo Crespo a su salida del colegio de votación.

Otra queja por parte de los electores fue la poca confidencialidad a la hora de introducir la papeleta en la máquina lectora. El alcalde Carlos Méndez en un comienzo dijo que no diría por quién votaría fuera de la papeleta por la alcaldía. Sin embargo, al acercarse a la máquina lectora su voto por Jenniffer González a la comisaría residente fue visible a los presentes y al funcionario encargado del equipo electrónico.

Tanto en la escuela intermedia José De Diego como la escuela Segunda Unidad Adams, las filas de los electores en la primaria PNP tenían una espera que superaba la hora.

Los electores comenzaban a molestarse por la larga espera y algunos amenazaban con no participar del proceso. “No fue fácil tampoco encontrar dónde le toca a uno votar,” criticó el elector Juan Ojeda Toro quien dijo que el proceso este año comparaba pésimamente con el proceso de años anteriores en los que ha participado.

Aunque el proceso de lectura de papeletas es nuevo y se esperaban algunas complicaciones en su implementación, esto no evitó denuncias por problemas que no tenían que ver con el nuevo proceso de votación.

El candidato a alcalde de Aguadilla Rolando Crespo intentó interceder por una funcionaria nombrada a la que  no se le permitió votar por haber llegado después de las 8:00 am.  Esta se confundió de escuela a la que estaba asignada  y  cuando llegó a la correcta, no se le permitió votar por lo que no se quedó trabajando como funcionaria.

El exrepresentante José Luis Rivera Guerra denunció como ilegal el que no se le estuviera permitiendo a votantes identificados en procesos anteriores como populares, el votar en la primaria PNP. “Aquí no se está pidiendo hoja de afiliación, con presentar la tarjeta electoral es suficiente. El evitar que estas personas que tienen un interés en escoger a los candidatos que aparecerán en la papeleta de noviembre puedan votar es contra la ley.”

Por otro lado, las primarias del partido demócrata en la zona fueron clasificadas como un desastre por los electores. Los ya reducidos centros de votación fueron cerrados sin previo aviso pues no contaban con funcionarios electorales suficientes. En Mayagüez solamente estaba operando el centro de la Universidad Católica luego que se anunciaron varios centros de votación. Se denunció la desaparición de papeletas a nivel central y una desorganización que desanimó a muchos votantes.

Advertisements

Leave a Reply

%d bloggers like this: