Advertisements
La Isla Oeste

Investigan criterios utilizados para el cierre de escuelas públicas

A la audiencia asistieron miembros de la Asociación de Maestros de Puerto Rico (AMPR), la Organización Nacional de Directores de Escuelas de Puerto Rico (ONDEPR), el Comité Ejecutivo de la Federación de Asociaciones de Empleados Gerenciales (FAEGLA) y el Frente Amplio en Defensa de la Educación Pública (FADEP).

2017/Foto One Red Media

El Capitolio. “Es nuestro deber ministerial, velar por los mejores intereses y calidad de vida de los constituyentes”.  Eso subraya el texto de la Resolución de la Cámara 307, medida que fue evaluada hoy en la Comisión de Educación, Arte y Cultura, presidida por el representante Guillermo Miranda Rivera. Esta busca investigar el posible cierre de escuelas públicas que forman parte del Departamento de Educación (DE), con el fin de determinar los estudios realizados para identificar estos planteles escolares, analizar el impacto en la comunidad e identificar alternativas.

La pieza legislativa establece que “los miembros de la comunidad estudiantil de varias escuelas, al igual que los vecinos de las mismas, han presentado sus preocupaciones ante un posible cierre de estas y han solicitado nuestra colaboración”.

El legislador Miranda Rivera expresó, al igual que demás miembros de la Comisión, que lo que se busca con el análisis de la medida, es que se integre el aspecto humano. “Los que llevamos la educación como vocación, nos duele mucho lo que está pasando y nos identificamos”.

A la audiencia, asistieron la presidenta de la Asociación de Maestros de Puerto Rico (AMPR), Aida Díaz; el presidente de la Organización Nacional de Directores de Escuelas de Puerto Rico (ONDEPR), el profesor Jorge Luis Soto Díaz; Armando Montero González, director escolar y miembro del Comité Ejecutivo de la Federación de Asociaciones de Empleados Gerenciales (FAEGLA), y el Frente Amplio en Defensa de la Educación Pública (FADEP).

Entre las recomendaciones hechas por las gremios educativos, figuró integrar criterios adicionales para considerar el cierre de escuelas, como las condiciones de las rutas que deberán transitar los estudiantes, distancia entre la escuela a consolidarse y la escuela receptora, facilidades físicas de la escuela receptora y el contexto en el que ubica a la escuela receptora.

Mientras, el Presidente de ONDEPR expresó que “reconocemos y entendemos la responsabilidad de tomar decisiones para atender el problema fiscal. Nuestra inquietud se fundamenta en la experiencia del pasado y que se vuelvan a tomar decisiones que deterioren más el sistema educativo”.

El último panel, compuesto por alrededor de treinta padres de escuelas candidatas a cierre, denunció que “las escuelas pertenecen a las comunidades”.

Durante los trabajos, el presidente de la Comisión puntualizó que “es importante tener claro que la educación es una inversión”. Reiteró, además, la importancia de la medida que le compete evaluar, recordando que “soy director de escuela y nunca he dejado de serlo”.

Asimismo, el representante Luis “Junior” Pérez Ortiz, autor de la medida, aclaró que “no estoy opuesto a cambios, hay algunos que se pueden hacer de inmediato y otros conllevan planificación (…) Tengo que velar por los estudiantes, los maestros, la comunidad, y quiero rendir cuentas claras y transparentes”.

 

Advertisements

Leave a Reply

%d bloggers like this: