Advertisements
La Isla Oeste

Justicia habilita centro alterno de datos en Mayagüez

Departamento de Justicia presenta medidas cautelares y preparativos para la temporada de huracanes 2018.

2018 / One Red Media

San Juan. La Secretaria de Justicia, Wanda Vázquez Garced, informó que el Departamento de Justicia está tomando las medidas cautelares para estar preparados para la temporada de huracanes 2018, que comienza el 1 de junio próximo.

Con el paso del huracán María las lluvias y los vientos afectaron el edificio municipal donde ubicaba el Registro de la Propiedad de Aguadilla, que fue declarado pérdida total.

Por tal razón, y para prevenir futuras emergencias se trasladaron las funciones a la Oficina de Mayagüez como medida de contingencia para poder continuar con su funcionamiento. Vázquez Garced sostuvo que dicha oficina cuenta con los recursos necesarios para que, aun durante una emergencia, pueda continuar funcionando.

Destacó que aunque las otras secciones del Registro de la Propiedad comenzaron a operar relativamente rápido después del huracán María, ciertamente los servicios se vieron afectados por la pérdida del sistema de comunicaciones en toda la Isla.

“La falta de conectividad en las comunicaciones no permitió que hubiese un funcionamiento adecuado con el sistema Karibe, pero afortunadamente la información y datos que están en el sistema estuvieron protegidos. Una vez se reestablecieron las comunicaciones, se pudo conectar Karibe”, señaló la Titular de Justicia en un parte de prensa.

Desde el punto de vista tecnológico, el Departamento de Justicia habilitó un centro alterno de datos en Mayagüez para la continuidad de los trabajos. Se hicieron los preparativos para replicar los datos entre el centro de datos que ubicará ahora en la nueva sede del Departamento y el centro de datos alterno.

Como medida cautelar, se cambió de compañía telefónica a una con una infraestructura mayormente soterrada para poder reiniciar los servicios de comunicaciones más rápido. También se está trabajando para que toda la operación de los sistemas del Departamento de Justicia sea desde la “nube” o “cloud”. Al momento, ya todas las cuentas de correo electrónico de los empleados están bajo el servicio de Microsoft en la nube, y el plan es continuar con los documentos generados por los empleados al aplicativo OneDrive, y luego que todo sea operacional desde un servicio “cloud”, en caso de que a nivel local se afecten los centros de datos.

“Completados estos ajustes, el Departamento de Justicia asegurará una recuperación más efectiva y rápida ante otro evento natural de envergadura. Si algo nos enseñó María fue la fragilidad de los sistemas, pero a nivel de las fiscalías, se trabajó efectivamente. Aunque algunas sufrieron daños, los fiscales estuvieron trabajando en conjunto con agentes de la Policía y jueces, todos en las comandancias atendiendo los casos”, destacó Vázquez Garced.

Se mudan a un nuevo edificio 

Entre las principales medidas cautelares, está la mudanza al nuevo edificio, asegurar la información del Registro de la Propiedad, y trabajos para asegurar la efectividad de los sistemas de información y la continuidad de las labores sin tener que excusar los empleados por la falta de energía eléctrica y agua.

Tras el paso de los huracanes Irma y María, la sede principal del Departamento de Justicia en Miramar fue declarada pérdida total, luego de que los vientos y las lluvias de María ocasionaran daños devastadores a la ya deteriorada estructura.

Es por esto que fue necesario identificar un nuevo edificio, y se espera que para julio se pueda comenzar la mudanza a dicha instalación. El mismo es un edificio con las características apropiadas para resistir el embate de un huracán que  está ubicado en la avenida César González en Hato Rey. El edificio cuenta con generador eléctrico para tres días por 24 horas y cisterna con capacidad para dos semanas, y no sufrió daños en su interior tras el paso de los eventos atmosféricos. Sin duda que con estas medidas se garantizará la continuidad de los servicios a la ciudadanía.

El único Registro de la Propiedad que no pudo operar nuevamente fue el de San Juan, dado a que la estructura donde ubicaba se vio seriamente afectada. “Es por esto que estamos próximos a materializar un  traslado de  las facilidades a un nuevo local que garantice su continuidad”, añadió.

Cabe destacar que el Registro de la Propiedad no tuvo pérdidas materiales de equipo ni de la información registral albergada en las secciones. Por tal razón, se tomarán las mismas medidas de preparativos en caso de aviso de un fenómeno atmosférico.

De hecho, forma parte de los preparativos  el que la información registral se resguarde diariamente a la “nube” o “cloud” como medida adicional de seguridad para proteger y preservar la valiosa información que posee Karibe.

“El mayor problema que confrontamos fue con la pérdida del edificio central del Departamento de Justicia, pero ya esperamos mudarnos en julio a nuestra nueva sede en Hato Rey. También tuvimos problemas con el Registro de la Propiedad porque, al no haber sistema de Internet seguro por un tiempo prolongado, no se podía acceder a la información que provee el importante sistema Karibe. Pero desde entonces, se han tomado las medidas para poder atender ese problema si ocurre otro evento atmosférico. Es importante recalcar que la información registral no se perdió y que se están tomando las medidas para asegurar que siempre sea así”, agregó la Secretaria de Justicia.

Advertisements

Leave a Reply

error: Content is protected !!
%d bloggers like this: