La Isla Oeste

Sin cambios mayores la planilla de 2018

Rentas Internas explica que los cambios del nuevo modelo contributivo se verán el año que viene y aclara problemas que han mantenido a la agencia abarrotada de contribuyentes.

Por Daileen Joan Rodríguez / La Isla Oeste

Al tiempo en que se implementa la Reforma Contributiva, la gran mayoría de los individuos no deben ver cambios mayores a la hora de radicar su planilla de 2018, que debe ser sometida en o antes del próximo 15 de abril.

Así lo aseguró el secretario Auxiliar de Rentas Internas, Francisco Parés, quien sostuvo que “debe ser una experiencia similar a la que enfrentaron el año pasado”.

“Las tasas contributivas se mantuvieron igual que el año pasado y la gran mayoría de las deducciones y de los créditos contributivos permanecen similares a los del año pasado”, reiteró en entrevista con La Isla Oeste, aclarando que será para la planilla del año 2019 cuando entren las virtudes del nuevo modelo contributivo.

Actualmente la agencia trabaja en la transición al Sistema Unificado de Rentas Internas (SURI) y los Centros de Planillas, donde los individuos pueden radicar su planilla de contribución sobre ingresos.

Parés aclaró que los individuos que no son comerciantes no vienen a estar obligados a registrarse en el SURI, pues la planilla de contribución sobre ingresos aún no ha emigrado a este sistema. Empero, sí pueden crear su cuenta en SURI para llenar sus Informativas (W2 y 480.6B), en los casos por Servicios Profesionales.

En cambio, la radicación de la planilla de individuo se puede hacer por  medio de los cinco proveedores que el Departamento de Hacienda tiene disponibles.

“El segundo lanzamiento de SURI introdujo otros cinco tipos contributivos; sin embargo contribución sobre ingresos, individuos y corporaciones aún no han emigrado a SURI, por lo cual la radicación de planillas este año es a través de uno de los cinco proveedores que el Departamento ha lanzado de manera gratuita hasta el 15 de abril”, puntualizó Parés.

Multitud abarrota las oficinas

Tras los cambios que enfrenta la agencia de cara a la digitalización del proceso contributivo, las filas de individuos y comerciantes han atestado las oficinas centrales.

Parés explicó que esto se debe a tres principales retos que tiene la agencia luego del lanzamiento de SURI en diciembre de 2018, cuando emigraron cinco tipos de contribuciones: informativas, retenciones patronales, impuesto de bebidas alcohólicas, arbitrios y herencia y donaciones.

Uno de estos retos son los problemas de programación (por lo complejo del sistema de rentas internas). “Tenemos unas 400 solicitudes de parte de nuestros empleados, de issues que identificaron, que se les resolvió de manera manual al contribuyente pero prospectivamente debería perfeccionarse”, dijo.

Asimismo, la poca orientación de parte de los contribuyentes sobre el sistema, han forjado alianzas con el Colegio de Contadores Públicos Autorizados, el Centro Unido de Detallistas y otras entidades profesionales para identificar preguntas que puedan ser contestadas. “Hacemos un llamado a que vaya al renglón que dice: Necesita Ayuda, en el SURI; presione ahí y busque las preguntas más frecuentes”, acotó el funcionario.

También, otro reto que enfrenta la agencia es la reducción de personal para asistir en los procesos con los contribuyentes. Al día de hoy han 3,200 empleados menos en la agencia en las pasadas dos décadas, puntualizó Parés, afirmando que “la tecnología es medular para ir cerrando esa brecha”.

“Esto trajo consigo el efecto de que, de diciembre 10 (de 2018) hasta febrero 28 se hayan registrado en nuestro sistema sobre nueve mil comerciantes que no estaban registrados en el Departamento de Hacienda”, destacó. “Todo apunta a que son comerciantes que estaban fuera del radar para propósitos del IVU”, acotó, subrayando que dos terceras partes de esos casi 10 mil comerciantes registrados, son agentes retenedores para el IVU”.

Explicó que la fiscalización trae consigo a personas que llegan al Departamento de Hacienda a hacer preguntas sobre sus respectivos casos. “Definitivamente, acabaron como mínimo haciendo una llamada al Departamento de Hacienda. Tenemos una demanda de servicios de orientación mayor a la que enfrentaron anteriormente. Admitió que todavía enfrentan el reto de atender una multitud que llegan a las oficinas centrales, ya que hay contribuyentes que no saben usar una computadora a quienes hay que atender con empatía.

A esta fecha hay cerca de 10 mil informativas más radicadas en comparación con el año anterior.

Se espera que una vez concluya el proceso de integración de los sistemas para diciembre de 2019, el 100 por ciento de los formularios y declaraciones a Hacienda se hagan de manera electrónica.

Cambios en el Nuevo Modelo Contributivo

El crédito por trabajo y la reducción en tasa contributiva a nivel de individuo son aplicables para año contributivo 2019, es decir, que son aplicables para las planillas que se van a radicar en abril 2020.

A nivel de comerciantes, aplica la eliminación del impuesto de negocio a negocio conocido como el B2B (por sus siglas del inglés Business to Business), para el cual ya sobre 3 mil contribuyentes de ciertas pequeñas y medianas empresas (PYMES) tienen su certificado de Agente No Retenedor, y no vienen obligados a retener el 4 por ciento de Servicios Profesionales designados.

Este certificado se logra mediante transacción electrónica a través del Sistema Unificado de Rentas Internas (SURI). El requisito es que el volumen de venta sea de $200 mil o menos y estén vinculados a la prestación de servicios profesionales designados y servicios rendidos entre comerciantes. “Bajo esos criterios nosotros emitimos ya automáticamente más de tres mil certificaciones de ajustes de Agente No Retenedor; lo que significa que ya estas personas pueden honrar esa reducción de carga contributiva a sus consumidores”, detalló Parés.

El Código de Rentas Internas define como Servicios Profesionales Designados, los servicios legales y de otros profesionales como: agrónomos, arquitectos y arquitectos paisajistas, contadores públicos autorizados, corredores, vendedores y empresas de bienes raíces, delineantes profesionales, evaluadores profesionales de bienes raíces, geólogos e ingenieros y agrimensores, entre otros.

Mientras, “la reducción de alimentos preparados (del 11.5% actual a 7%) se va a dar en octubre; consumándose con la radicación de la planilla en 2020 considerando la reducción del 5 por ciento de individuos y la reducción de la tasa contributiva corporativa y el crédito por trabajo”, agregó Parés.

Asimismo, los contribuyentes pueden optar para este año por el cómputo opcional. “Todos los contribuyentes que caigan sobre las tasas aplicables por encima del ingreso bruto de $100 mil dólares, lo pueden hacer con su planilla, toda vez que radiquen la misma en abril 2020”. La retención por servicios profesionales es de 10 por ciento, pero los contribuyentes cuyo volumen de venta sea de $100 mil o menos, y el 80 por ciento de su ingreso bruto devenga de servicios sujetos a retención y no constituyan salario, pueden optar por que se reduzca su retención de 10 por ciento a 6 por ciento.

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

error: Content is protected !!
%d bloggers like this: