Skip to content

A juicio imputados de asesinar a enfermera sabaneña

Por Daileen Joan Rodríguez / Para La Isla Oeste

Mayagüez. Dos de los imputados por asesinar el pasado 9 de mayo a la enfermera sabaneña Maritza Rodríguez Morales, resultaron ser procesables durante una vista realizada ayer en el Tribunal de Mayagüez al amparo de la Regla 240.

El fiscal Omar  Manfredy Ramos confirmó que Guillermo Cummings Vélez de 22 años, hijo del veterano que estuvo bajo el cuidado de la víctima, Guillermo Cummings Irizarry de 57, pasó a juicio esta semana tras la juramentación de un jurado para ver su caso.

Mientras, el caso contra la esposa del joven imputado, Yamaris Lugo Rivera, de 29 años, tiene pautada una vista de

“Contra don Guillermo Cummings Irizarry (el veterano y presunto autor intelectual del crimen), en el día de hoy nos encontramos en el proceso de selección de jurado”, acotó el fiscal Manfredy Ramos, quien dijo estar preparado para dar inicio al desfile de prueba entre el 26 de febrero al 3 de marzo.

El trío familiar fue arrestado en mayo tras sospechas de haber secuestrado a la víctima, cuyo cuerpo fue encontrado esa noche pasadas las 8:00 pm en una vena de río en el sector Bajura, entre Hormigueros y Cabo Rojo, por la carretera 114.

Los acusados enfrentan cargos por violación al Artículo 93 del Código Penal por asesinato en primer grado. Todos enfrentan además tres cargos adicionales, cada uno por violación al Artículo  285 por destrucción de prueba. Contra Cummings Vélez se radicó un cargo adicional por violación del Artículo 181 por apropiación ilegal en su modalidad de menos grave.

El junio pasado dio inicio el desfile de prueba durante la vista preliminar, donde quedó establecido que la víctima luchó por su vida mientras era estrangulada por el joven Cummings Vélez, mientras su esposa la sujetaba. Una vez muerta, alegadamente el veterano padre la agredió sexualmente. Posteriormente, en común y muto acuerdo, procedieron a deshacerse del cadáver lanzándolo a un río en Hormigueros, donde fue hallado días más tarde.

Durante el proceso judicial, la licenciada Vanessa Gordils, defensa de Lugo Rivera -nuera del veterano Cummings Irizarry- alegó que la imputada no estaba en condiciones de ser procesable, por alegada incapacidad cognitiva.

Tambien trascendió que el móvil del crimen tuvo origen en una querella que supuestamente presentó la enfermera en contra de los tres imputados, cuando supuestamente identificó maltrato de parte de la hoy acusada hacia su bebé.

El caso fue investigado por el agente Edgar Vélez de la División de Homicidios junto al fiscal Manfredy Ramos.

 

Avatar

laislaoeste@gmail.com

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

error: Content is protected !!
%d bloggers like this: