Skip to content

Clave Recursos Humanos en las pequeñas empresas

Por Ivonne Cortés Rosado

En momentos de dificultad es que la crisis nos revela de que estamos hechos. Y estos momentos de crisis han sacado lo mejor de las pequeñas empresas y los negocios familiares. Ya vimos que no hay espacio para seguir pensando en pequeño. Hoy tenemos que adoptar enfoques más innovadores, más globales y acorde a las nuevas realidades. No podemos perder tiempo buscando como seguir teniendo resultados diferentes haciendo lo mismo.

El mercado laboral hoy está en una de sus etapas más complejas y retantes. Nos habían preparado para un mundo que ya no existe. Esto nos obliga a mirar las funciones de Recursos Humanos desde otra perspectiva. Para que las empresas Pymes, los negocios familiares y las empresas en crecimiento puedan ser competitivas necesitan comenzar a adoptar estrategias de recursos humanos bien pensadas y adaptadas a la nueva realidad. Pero necesitamos dejar de ver las limitaciones y comenzar a diseñar en base a nuestras fortalezas. Lo que parecía una debilidad ahora es nuestro más grande baluarte. La capacidad de resilencia, la flexibilidad para pivotear, la habilidad de buscar nuevas soluciones y de tomar acciones con valentía, con estrategia y con rapidez hacen que las Pymes y los negocios familiares sean capaces de adoptar nuevos modelos. Pero tenemos que cambiar la mentalidad y dejar atrás los modelos
tradicionales, enfocados en un ocho a cinco y que solo se basaban en estar, no en ejecutar.

Hemos entendido que el rol de Recursos Humanos como experto asesor ya no es una opción, es una necesidad. Aquellas personas que realizan las funciones de Recursos Humanos no pueden ser un sello de goma. Tienen que ser personas capacitadas, con visión estratégica, tacto, sentido de responsabilidad y habilidades de comunicación para que puedan manejar efectivamente los retos tan grandes que tenemos hoy. Los cambios constantes en leyes laborales y reglamentos son una carga adicional, que el personal de Recursos Humanos debe manejar con mucho cuidado y responsabilidad, porque no hacerlo tiene un impacto monumental para las finanzas y la reputación de un negocio.

Tenemos que comenzar a ser creativos en el diseño de beneficios y compensaciones. Ya es claro que estas nuevas generaciones no están dispuestas a dedicar su vida a un empleo solo por ganar un salario mínimo. Y no solo se trata del dinero. Se trata del ambiente de trabajo, de las oportunidades, de las necesidades. Hoy todo es diferente, las motivaciones son diferentes y es momento de comenzar a implementar estrategias basadas en esas diferencias. Cada empresa es diferente y debe adaptar los beneficios, incentivos y programas de retención en base a su realidad.

Las empresas tienen que re educar a su personal. Con los cambios tecnológicos y los cambios sociales mucho de lo que se hacía de forma manual ya está obsoleto. Necesitamos re educar a los empleados, a la gerencia, a los líderes de las empresas para que puedan sobrevivir y mantenerse relevante a estos tiempos.

Y es en estas áreas que el personal de Recursos Humanos se vuelve imprescindible en proveer esa dirección y ayuda que tanto necesitan las empresas. Ya no se trata de tener un expediente de empleados o de procesar la nómina, hoy tenemos un rol estratégico. Se trata de cómo hacemos a las empresas competitivas, cómo tomamos decisiones inteligentes y costo efectivas, cómo nos mantenemos relevantes y cómo somos capaces de mantener una empleomanía productiva, orgullosa de su lugar de empleo y comprometida. Los retos no solo están en atraer y retener, sino en mantener una operación funcional, rentable; a la vez que se le provee a los individuos un empleo digno.

Si quieres prepararte para ejecutar las funciones de Recursos Humanos a la altura de lo que requieren estos tiempos visita: rhsos.com

La autora es Mentora en Recursos Humanos y Fundadora de RH SOS LLC.

laislaoeste@gmail.com

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

error: Content is protected !!