La Isla Oeste

COMENTARIO: Nuevo código municipal: un paso en un largo camino

Por Gabriel López Arrieta / exadministrador de Vivienda Pública

Como promotor de una mayor descentralizacióm de servicios estatales para que sean los municipios quienes tengan mayor capacidad de administración, considero muy positiva la aprobación por el Senado esta semana de nuevo Código Municipal, que viene a sustituir la Ley de Municipios Autónomos.

Esta ley fue impulsada por el exgobernador Rafael Hernández Colón y aprobada en el 1991. Su meta fue descentralizar las funciones y responsabilidades del estado mediante la municipalización. Esta ha sido la política pública del gobierno durante los últimos 29 años.  

Sin embargo, la autonomía municipal, con todas sus funciones, sigue siendo un largo camino para recorrer porque muy pocos de los 78 municipios han podido alcanzar la autonomía máxima. Ahora, con el nuevo Código se atienden las necesidades de los municipios y se atempera a la realidad del momento histórico por el que atraviesa Puerto Rico.

Tanto la Asociación de Alcaldes de Puerto Rico, que representa a la mayoría de los municipios, como la Federación de Alcaldes, han endosado el código por una razón muy válida: ambos grupos se les permitió amplia participación en el manejo del proyecto, como debe ser una medida legislativa de tal envergadura. 

El proyecto aprobado es de amplia cobertura y se divide en siete libros, Gobierno Municipal, Administración, Servicios Esenciales, Procesos Municipales y Gestión Comunitaria, Desarrollo Económico, Planificación y Ordenamiento Territorial y Hacienda Municipal.

Particularmente el tema de desarrollo económico es vital, precisamente cuando hemos vivido dos huracanes intensos, terremotos al inicio del año en el sur de Puerto Rico, y ahora la pandemia por la COVID-19 que ha trastocado todo el andamiaje gubernamental y privado.  

Ahora los municipios podrán contar con las herramientas financieras y fiscales que les ayudará a desarrollar políticas económicas efectivas. Por ejemplo, se le reconoce poderes a los municipios para imponer impuestos, exige a la Asamblea Legislativa y al Ejecutivo, identificar los recursos económicos cuando imponga obligaciones económicas a los municipios. Este tema es crucial, porque en este momento, los municipios están realizando diversas funciones que en teoría, le corresponden al gobierno central.

Por ejemplo, la administración de pruebas de COVID-19, la distribución de ayudas sociales y nutricionales, entre otras. Este trabajo se realiza con efectividad y cuesta en personal y recursos.  En el Código se incorpora, los consorcios, a éstos los reconoce como alianzas municipales y autoriza a los municipios a crear alianzas público privadas (APP), lo que si se maneja bien, es una fuente de desarrollo para nuestros municipios.

Como precandidato a la Cámara de Representantes por acumulación en la papeleta del Partido Popular Democrático (PPD), uno de mis compromisos primordiales es la defensa y la apertura de opciones para los municipios, porque está probado que ahí está la primera línea de servicios para la ciudadanía, y desde ya, también debe ser la primera línea en la promoción de la economía mediante las pequeñas y medianas empresas puertorriqueñas, en una diámica que debe manifestarse en todos los 78 municipios.

Avatar

laislaoeste@gmail.com

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

error: Content is protected !!
%d bloggers like this: