Skip to content

Confinados en cárcel envían carta pública al seretario de Corrección

Ante tantas interrogantes sin respuesta por parte de la administración de la institución Guayama Máxima 296, la población correccional de los edificios 4, 5 y 6 envió una carta abierta para plantear sus reclamos públicamente, denunciando asuntos que -dijeron- “sólo el Secretario del Departamento de Corrección y Rehabilitación (DCR), Eduardo Rivera Juanatey, tiene las respuestas y soluciones”. 

La carta lee así:

“Sr. Eduardo Rivera Juanatey, Secretario de Corrección, Saludos, con mucho respeto dirigimos esta carta ante usted para solicitar su presencia con carácter de urgencia a la institución Guayama Máxima 296 debido a los serios problemas que enfrentamos, los cuales sólo usted tiene la autoridad para resolver.  

Aunque han sostenido un diálogo con la población penal, lamentablemente ni el Superintendente Edward García, ni la Teniente Rivera han podido ayudarnos a resolver nuestros problemas. Le notificamos que tanto el personal de usted (Oficina Central), como la Coronel Ana López y el Subsecretario de Programas y Servicios han visitado la institución, pero nada han ocurrido. 

Nuestras problemáticas son serías. Hemos esperado pacientemente se solucionen, pero no vemos ningún adelanto y por el contrario, se sigue agravando. 

Entre otros asuntos, las problemáticas más apremiantes son: 

1.Los alimentos vienen mal confeccionados y porciones reducidas, especialmente todas las carnes guisadas, incumpliendo con lo estipulado en los menús aprobados, según el contrato millonario con la compañía contratada. Los jugos, café y batidas completamente aguadas, pero cobran por un alegado servicio de calidad.

2.La comisaría no tiene artículos y tampoco suple nuestras necesidades. Las ventas especiales no llegan a tiempo y los precios son excesivos (abusivos).

3.El servicio de quejas de agravios no funciona, violentando nuestros derechos. 

4.El servicio del correo que es federal, tampoco funciona. Las cartas no se recojen, ni se reparten todos los días cómo dicta el reglamento. Incluso, las cartas se pierden.

5.El servicio sociopenal y el área social están operando de manera deficiente, no se realizan informes correctos para los cambios de custodia y el servicio es pésimo.

6.No están ofreciendo cursos vocacionales, tampoco terapias del N.E.A, ni trabajos. Tampoco se brindan talleres manuales.

7.La recreación no se nos brinda el parque y se eliminaron las actividades deportivas con equipos de la libre comunidad. 

8.En cuanto a la visita de familiares, solicitamos que se nos permita el “fastfood” cuando tenemos visitas por contacto para compartir con nuestros seres queridos. También, solicitamos que mientras estamos en la visita se nos quiten las restricciones, lo cual no es bueno para nuestros hijos y familiares.

9.No hay matress, ni uniformes disponibles para los confinados que llegan nuevos, lo cual resulta infrahumano.

10.El proceso de donaciones para suplir nuestras necesidades como microondas, neveras, pinturas de baños y equipos deportivos se tardan para ser autorizadas. 

11.En la institución Guayama 296 no se brindan actividades entre los edificios, ni los “Open House” del Día de Madres y Padres. Sólo brindan visita extendida. 

12.Está administración autorizó para las máximas los Playstation 4, televisores y abanicos por visita, pero en esta institución de máxima seguridad no se permiten aún cuando esto fue autorizado por los Secretarios de Corrección.

13.Que se autorize la entrada de otros alimentos de los “fastfood” y otros productos en la comelata de visita, ya que la comisaria no provee como pan, queso, jamón, leche en polvo, artículo de microondas y cornflakes. Que se permita traer a los limitados cuando se permite este privilegio, ya que no reciben visitas, ni tienen apoyo. 

“A pesar de lo que estamos viviendo dentro de la institución, la población correccional ha mantenido buena disciplina en los últimos años, evitando motines o situaciones que pongan en riesgo el clima institucional, siempre abiertos al diálogo, pero nada de esto se ha tomado en cuenta y la crisis se sigue agravando.  

Recabamos su presencia para dialogar con los portavoces de los edificios 4, 5 y 6 porque es de la única manera que entendemos la versión no le llegará distorcionada y podrá tomar acción inmediata. 

Que Dios lo colme de bendiciones. Esperamos que su pronta visita y diálogo directo nos permita mermar toda esta problemática”.  

Atentamente, 

Población Penal Guayama Máxima 296, Edificios 4, 5 y 6.

Avatar

laislaoeste@gmail.com

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

error: Content is protected !!
%d bloggers like this: