Denuncia represión policial al Campamento Pelícano

Mediante carta Nogales Molinelli exigió el retiro de la policía frente al Campamento y el cese de violación a la libre expresión.

Aguadilla. La representante por acumulación Mariana Nogales Molinelli reclamó hoy la intervención de diversos funcionarios públicos y de entidades no gubernamentales en la situación que subsiste frente a los predios donde se desarrollan varios proyectos de construcción sobre la cueva Las Golondrinas, en Aguadilla. Mediante una carta cursada con carácter de urgencia, la legisladora exigió el retiro de la presencia excesiva e intimidante de la Policía de Puerto Rico frente al Campamento Pelícano, el cese de acciones que violan el derecho a la libre expresión, y el apoyo de las autoridades a las gestiones que deben realizar diversas agencias para detener la destrucción de esta zona de gran valor ecológico, histórico y cultural.

La comunicación está dirigida al gobernador de Puerto Rico, el Secretario de Seguridad Pública, el Comisionado de la Policía, el Director Ejecutivo de la Comisión de Derechos Civiles, el Director Ejecutivo de la Unión Americana de Libertades Civiles en Puerto Rico, el presidente del Colegio de Abogados y Abogadas de Puerto Rico y las representantes en el Congreso de Estados Unidos, Nydia Velázquez y Alexandria Ocasio-Cortez. En esta, Nogales Molinelli narra los eventos que están ocurriendo desde el pasado jueves 19 de enero de 2023 cuando la Policía cerró el paso vehicular hacia el final de la carretera #4458, que lleva al Campamento y a la entrada de los proyectos denunciados.

“El despliegue de la Policía ha sido excesivo con más de 50 agentes de diversas divisiones, incluyendo la Unidad Motorizada, División de Operaciones Tácticas y hasta la División de Arrestos Especiales y Extradiciones. Esta actuación viola el derecho a la libre expresión y la libertad de asociación de personas y agrupaciones que defienden el medio ambiente, y crea un efecto de intimidación (chilling effect) para reprimir la participación de la gente. En cuanto al cierre de la carretera, se está dificultando el libre movimiento de las personas por una vía pública, se ha prohibido el paso de vehículos con suministros para el Campamento y se está discriminando contra las personas de edad avanzada y con condiciones médicas que no pueden caminar desde tan lejos para ir a ejercer su derecho a la libertad de expresión y de asociación”, explicó la representante, quien añadió que al menos un caballero tuvo que recibir tratamiento en el hospital porque le subió la presión y le diagnosticaron pequeños infartos, luego de que se le impidió el paso en su vehículo a pesar de mostrar su carnet de persona con impedimentos.

Nogales Molinelli añadió que la Policía no le ha dado apoyo a funcionarios de agencias que han ido a realizar inspecciones del área afectada como parte de los múltiples procesos administrativos que están en curso en relación a solicitudes de permisos, la construcción ya declarada ilegal de dos estructuras y múltiples querellas. “Ya en tres ocasiones, empleados del señor Carlos Román González le han impedido el paso al arqueólogo Juan Vera y tan reciente como ayer le negaron la entrada a miembros del Cuerpo de Vigilantes. Los procesos ante las agencias, que de por sí son lentos, se retrasan aún más por la falta de cooperación del señor Román González y la ausencia de apoyo de las autoridades a estas gestiones. Mientras tanto, la destrucción del mogote y del hábitat de especies protegidas, así como la contaminación de las aguas de la bahía de Aguadilla continúa sin que nadie la detenga. Además, de exigir el retiro de esa cantidad excesiva de policías, estamos reclamando que las agencias hagan su trabajo lo antes posible y que se les brinde el apoyo necesario para así lograrlo”, recalcó.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.