Skip to content

¿Es prudente preguntar por el salario en una entrevista de empleo?

Por Wendaly Barbosa Ramos / Actívate al máximo

He escuchado y leído que algunos especialistas en el area de Recursos Humanos no recomiendan preguntar sobre el salario que va a pagar la posiciónde empleo.  Honestamente, el no recomendar no debe ser la premisa..  La recomendación debería ser: cómo y cúando hacer la pregunta, ya que es una extremadamente válida.

La realidades que el departamento de Recursos Humanos tiene que mostrar empatía hacia el verdadero interés del candidato en todo lo referente al proceso.  Y sí, si hablamos de salario, también.

Cuando  pasamos por un proceso de entrevista, llegamos con unas expectativas y les puedo asegurar que la gran mayoría de nosotros, sin temor a equivocarme, queremos saber cúanto paga la posición y nos encantaría que esa respuesta fuera ofrecida por el reclutador sin uno tener la necesidad de preguntar.  No la hacemos por prudencia o por temor a que el entevistador no la encuentre adecuada y nos rechazen automáticamente.  Si el entrevistador toma este tipo de actitud, a mi entender, carece mucho de empatía y está ocupando la posición equivocada.

No olvidemos que es un trabajo. “Facturamos” nuestro trabajo y cobramos por el mismo.  Si fuésemos un proveedor, ¿verdad que diríamos el precio de nuestro producto? Pues nos hemos de acostumbrar a que esto es lo mismo. Eso sí, y repito, también nos hemos de interesar por el trabajo y salir de la entrevista sin ninguna duda.

El salario es uno de los factores que actualmente ayudan, y mucho, a tomar una decisión. Aunque somos conscientes de que empiezan a haber otros aspectos que son muy determinantes a la hora de elegir un puesto de trabajo, el salario sigue siendo un punto básico. Negociar el salario es uno de los aspectos clave del proceso de selección.

Por otro lado, el entrevistador hace la pregunta capsiosa “¿Cuáles son tus expectativas salariales?”.Entonces, empieza el juego de ver quién empieza diciendo algo y qué cantidad, como si de una manga de “póquer” se tratara. Lo cierto es que cuanto más se alargue ese juego, menos transparencia.

Esto es como cuando conoces a una pareja. ¿Quieres saber la verdad o quieres ir jugando a ver cómo adivinamos el uno del otro?A la larga, necesitas  claridad para saber y conocer.

Negociar el salario es algo complejo si no tienes conocimiento de la compañía que te está entrevistando y si no conoces como se compensan esas plazas en el mercado. Lo justo es tratar de obtener toda la información posible para tomar en consideración lo que valemos y lo que merecemos.

¿Puedo preguntar por el sueldo en una entrevista de trabajo?

Por supuesto que puedes preguntar. Igual que ellos tienen el mismo derecho de hacerlo al preguntarte tu expectativa de salario.  Lo importante en todo momento, es la transparencia. Si la organización quiere contratar a alguien debe tener unos estándares salariales estipulados. Y debe buscar perfiles que encajen en ellas.

Sí, debes preguntar el salario, porque imagina que tras varias entrevistas te ofrecen mucho menos de lo que tú tenías en mente. Si está por debajo de tu mínimo, va a ser decepcionante.

En el artículo“¿Qué responder en una entrevista de trabajo sobre el salario?” por M. García, Especialista “Employer Branding” y asesora de Gestión del Talento, menciona que siempre debes ser claro desde el principio, dar márgenes para poder negociar.  Normalmente van en la línea de ser el que muestra sus cartas trasconocer las del otro.  Si sucede al revés, te pones en el lugar de no saber y a la espera de que la empresa te informe si estás o no dentro de sus rangos.

Además, hace referencia en que hay que saber muy bien cuáles van a ser tus funciones, qué experiencia aportas, qué conocimientos tienes y mucho más importante, cúal es el beneficio que van a tener contigo.  Esas van a ser tus fortalezas para entender lo que vales. 

¿Cómo y cúando preguntarlo?

En el artícuo “¿Cómo y cúando preguntar por el salario en una entrevista?” por F. Gelida,

Formador y conferenciante sobre desarrollo personal y profesional y redes sociales. Linkedin para profesionales, menciona que muchos entrevistadores no explican el salario por diversos motivos, pero sobre todo porque quieren ver cómo el candidato pone en juego sus competencias y cómo afronta una pregunta que sabe que genera muchas dudas. Haciendo esta pregunta se pone en juego, por ejemplo,  la toma de decisiones, la seguridad en uno mismo y en su trabajo, las habilidades comunicativas y la lectura de la situación, competencias que pueden ser útiles para el entrevistador para valorar si tu perfil es idóneo para el futuro puesto de trabajo.

En muchas ocasiones, el entrevistador deja las condiciones del trabajo para el final, valorando primero si el candidato es idóneo para el puesto o no. Esto genera ansiedad a medida que avanza la entrevista y uno ve que no sale el tema. Incluso, a veces no surge porque al entrevistador no le acaba de interesar el perfil y ya no se detiene entonces en las condiciones. Pero no siempre es por este motivo, como ya he comentado, señala F. Gelida.

Según Gelida, como reclutador, ha entrevistado personas que no han mostrado excesivo interés en el trabajo, o que no han sido especialmente comunicativas, y que, al final, lanzan la preguntas obre el salario cuando les digo: “¿desea hacer alguna pregunta sobre el puesto de trabajo?”.

El sugiere que esa no es la forma correcta. Es  totalmente erróneo, porque la persona no ha mostrado interés en ninguna otra cosa y sólo pregunta sobre el sueldo. ¿Cuáles su única motivación? ¿El dinero? Pues puede que no sea de interés, porque prefiere que le guste su trabajo, que sepa trabajar en equipo, que le interese la forma de trabajar de la empresa…

De acuerdo a Gelida, debemos ser proactivosvisualizar el trabajo que nos están explicando para entender qué haremos y qué dudas nos surgen sobre el empleo que nos ofrecen. Haciendo preguntas sobre el trabajo, analizándolo y aportando nuestro punto de vista, ayudamos a generar “bonding” con el entrevistador y permitimos que nos valore como alguien motivado en el trabajo. Dentro de esta batería de preguntas podemos hacer la pregunta sobre el salario y otras condiciones del puesto de trabajo. No hace falta hacerla sólo ante la pregunta final sobre si tenemos alguna duda, sino que se pueden hacer durante la entrevista.

Sin embargo, si durante la entrevista no sale el tema y al final de la misma te dicen “¿Tienes alguna pregunta?”, entonces puedes hacer la pregunta pero que no sea la única.

El cómo abordar la pregunta sobre el salario… con seguridad y tranquilidad. No se puede tener miedo a la pregunta.

En conclusion, es real que en algunos casos, hay vacantes que se van diseñando durante el proceso. Las compañías no siempre tienen claro todos los aspectos del puesto. A veces es de nueva creación o hay cambios internos que marcan nuevas direcciones. En estos casos, muchas veces las empresas tratan de conocer a los candidatos para ver de qué manera pueden valorar todo lo que aportaría cada uno y valorar así posibles rangos de salario.

En todo caso, lo importante es saber lo que vales y estar seguro de ello. Las organizaciones han de poder ofrecerte el  sueldo esperado, pero mientras, muéstrate flexible en las expectativas salariales que tú si les hayas comunicado.

“El trabajo más productivo es el que sale de las manos de un hombre contento.”

Victor Pauchet –

Profesora Wendaly Barbosa Ramos

La autora es escritora con estudios graduados en Psicología Industrial/Organizacional;  Profesora universitaria, especialista en desarrollo de adiestramientos y procedimientos.  Consultora Desarrollo Organizacional/Recursos Humanos; y Conferenciante

Siguela en:

Avatar

laislaoeste@gmail.com

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

error: Content is protected !!
%d bloggers like this: