Skip to content

Evalúan proceso del voto en cárceles

Por Daileen Joan Rodríguez / Para La Isla Oeste

Mayagüez. Violaciones al voto secreto, restricciones mecánicas, reguero con las listas, falta de organización de los funcionarios de los partidos y material insuficiente.

Unos 43 Observadores de la Comisión de Derechos Civiles (CDC) participaron ayer del proceso de observación del voto adelantado en todas las instituciones del Departamento de Corrección y Rehabilitación (DCR).

Según el director ejecutivo de la CDC, licenciado Ever Padilla Ruiz, “el proceso fue complejo y fueron muchos los retos que tuvimos que superar”.

En su informe preliminar, Padilla Ruiz explica que algunos de los funcionarios de seguridad del DCR no tenían copia de las listas de las personas observadoras autorizadas. “En varias instancias tuvimos que llamar directamente al Secretario para que impartiera instrucciones para lograr acceso a las instituciones”, señaló en declaraciones escritas.

“Se documentó resistencia a la presencia de las personas en función de observación. Aprovechamos la oportunidad para educar sobre esta importante figura, cónsono con las prácticas internacionales”, expresó.

De las actas recibidas se desprenden problemas con las máquinas en ocho colegios.

En el Centro de Rehabilitación de la Mujer en Bayamón no hubo máquina, ni en Ponce Máxima. Una máquina llegó sin la tarjeta de memoria a un colegio en la cárcel Guerrero en Aguadilla y en otra no tenía el chip. En Mayagüez llegó una máquina equivocada.  En Ponce 304 y en la 224 los códigos no funcionaban para activar las máquinas.

Sobre las listas, se destaca que al no aparecer inscritos en las instituciones correccionales, algunos electores fueron atendidos en los colegios de votos añadidos a mano. “Eso implica que solo pudieron votar en la papeleta para el cargo a la Gobernación y a la Comisaría Residente, pues al no tener una constancia de su domicilio no se pueden proveer las papeletas que correspondan y no pueden ejercer su derecho al voto en las candidaturas para Alcaldías, al Senado y a la Cámara por distrito”, explicó el director ejecutivo de la CDC.

Violentado el voto secreto

En Bayamón y Guayama se documentaron casos de personas ejerciendo el derecho al voto con restricciones mecánicas en las manos (esposas).

“Ello limitó el derecho al voto secreto”, subraya el escrito. En el caso de Guayama, explicó que se corrigió la situación cuando se mostró copia de la directriz del Secretario con el protocolo dispuesto para ello. “Es importante destacar que el Secretario en su directriz, acogió el protocolo que le fuera recomendado por la CDC”, aclaró Padilla Ruiz.

“En el caso de Bayamón no tuvimos ese resultado. En Bayamón en la institución Bayamón 448 se colocó la máquina de escrutinio electrónico debajo de las cámaras de seguridad. Fue reubicada luego de nuestra intervención”, destaca el informe.

En el caso de Guayama los confinados terminaron de votar pasadas las 6:00 de la tarde, lo que implica que se alteró su horario para la cena.

La CDC informó que se mantiene revisando las actas y que una vez analizadas, estarán emitiendo un informe oficial.

Avatar

laislaoeste@gmail.com

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

error: Content is protected !!
%d bloggers like this: