Skip to content

Policía Municipal de Aguadilla sobrevive a picada de araña viuda [VIDEO]

Por Daileen Joan Rodríguez / La Isla Oeste

Aguadilla. Lo picó una viuda marrón y vivió para contarlo. Como trofeo, en su gaveta guarda un envase con el espécimen que logró matar.

El policía municipal de Aguadilla, Luis Soto Ortiz, se bajaba de la patrulla para intervenir con un vehículo, al tiempo en que se ponía el gorro del uniforme, cuando sintió una fuerte picada en la frente.

De inmediato se quitó el sombrero y pudo observar una diminuta araña color marrón y la mató.

Cuando revisó el espécimen, se percató de que en su parte inferior tenía la marca característica de las viudas negras y se puso a buscar en internet imágenes de la araña, confirmando que se trataba de una Latrodectus geometricus. Esta especie es una de tres arañas venenosas no nativas en Puerto Rico, cuyo veneno es necrótico, es decir, que daña y pudre el tejido de la piel.

“Los síntomas que tenía eran un dolor en el estómago, el área muscular como que se te trata de comprimir y esto aquí –dijo tocándose las quijadas de la cara- la sentía adormeciéndose y (en la frente) un calentón bien fuerte y supurando agua”, describió Soto Ortiz el episodio.

En medio de la euforia tras la inminente picada, llamaron al Teniente Ángel Atienza de la Unidad de Vida Silvestre del Departamento de Recursos Naturales y Ambientales (DRNA), quien les sugirió que corrieran de emergencia para recibir tratamiento.

No estamos preparados

El incidente ocurrió el 22 de febrero cuando el empleado público acudió al Fondo del Seguro del Estado para recibir asistencia médica, pero se encontró con que el personal de la corporación pública no estaba capacitado para atender un caso como el de una picadura de la araña venenosa.

Por encima de que en Puerto Rico no existe el antídoto para contrarrestar el veneno de ninguna de las especies de la araña viuda (negra, parda o marrón), “en el Fondo no estaban preparados para atender una situación así”, señaló Soto Ortiz.

Para mal de males, el policía municipal alega que la enfermera que lo atendió le manifestó que se acordaba de él porque anteriormente le había dado una infracción. “La enfermera del fondo me trató… no profesionalmente. Me indicó que yo le había expedido un boleto”, añadió Soto Ortiz.

“El doctor no está. Acuéstate en la camilla en lo que viene”, narró Soto Ortiz haciendo la voz de la enfermera. “Me dejó una hora tirado en la camilla”, alegó el policía municipal.

Entonces se puso a buscar de nuevo en internet desde su teléfono inteligente remedios caseros para tratar picadas de la araña viuda.

El caso es que uno de los efectos de la picada de esta araña es que altera la presión arterial, lo que podría provocar infartos en el perjudicado. “Cuando me cogen la presión la tenía en doscientas algo a ciento cincuenta y pico”, acotó.

En un momento –dijo- se levantó y fue él mismo a buscar al director médico y alega que el doctor que lo atendió le manifestó que desconocía que él estaba allí.

“Empezó el corre y corre. Llamaron al Departamento de Salud, llamaron a Control de Envenenamiento en Puerto Rico, me entrevistaron y ya el Capitán se había comunicado con el Teniente Atienza, experto en Recursos Naturales, quien le dijo que sí, era una viuda marrón. Cuando me entrevistaron los de Envenenamiento me dijeron –tienes los síntomas, tienes que estar en ocho horas bajo observación y monitoreando la presión y sistema cardiovascular”, narró.

Es así que, Soto Ortiz fue trasladado de emergencia al Hospital Buen Samaritano donde estuvo diez horas bajo observación y recibió tratamiento con medicamentos por vena abierta.

“Estuve cuatro días con el área (de la frente) supurando”, recordó.

 

Una reacción extraoficial obtenida por La Isla Oeste de parte del director regional de la Corporación del Fondo del Seguro del Estado (CFSE), Isaac Velázquez Soto, dejó entrever que falta mucho por aprender de esta especie de araña en la Isla y el protocolo a seguir en los casos de una picada.

Empero, el funcionario manifestó que en la CFSE están preparados para atender los casos, pues entiende que el pasado 22 de febrero se logró estabilizar al paciente y policía municipal.

En relación a la queja por el alegado mal trato de la enfermera, Velázquez Soto dijo que estará investigando si existe una querella formal por parte de Soto Ortiz, para proceder y tomar la acción correspondiente. El funcionario advirtió que no estaba autorizado a hacer expresiones, por lo que La Isla Oeste dará seguimiento al caso para obtener una reacción oficial.

This slideshow requires JavaScript.

Un peligro para todo empleado público

Luego de este episodio –que se mantuvo bajo el radar de los medios de comunicación- salió a la luz que en el destacamento de Bomberos en Moca habían divisado una especie de la viuda negra, para la cual se tomaron medidas de fumigación según trascendió.

En un aparte, Soto Ortiz reflexionó sobre lo sucedido y manifestó la importancia de estar educados en Puerto Rico sobre el peligro que representan estas arañas. “Yo no me quité, me puse a buscar información que pudiera ayudarme”, acotó, señalando que una persona en completo desconocimiento de lo que le había picado, hubiera tenido un desenlace fatal.

El Comisionado Municipal de Aguadilla, David Ferrer Crespo, confirmó a La Isla Oeste que la araña pudo haber venido entre unas maderas traídas a las inmediaciones del cuartel -donde mismo ubican las oficinas de la Unidad Marítima FURA- para construir el muelle que se llevó el huracán María en el area del rompeolas.

“Una vez nos notificaron de la situación de la araña, se tomaron las medidas necesarias. El Municipio hizo las gestiones y fumigaron el área.  La fumigación tiene que ser constante, por lo menos cada 30 días, fumigar todos los alrededores para evitar que si hay alguna otra, se propague”, puntualizó el oficial.

Ferrer Crespo afirmó que luego de inspeccionar el área, en la madera –que provino del antiguo velódromo de Aguadilla, utilizado para los Juegos Centroamericanos 2010- se encontraron dos arañas más y dos nidos bolsas de huevos, los que fumigaron de inmediato.

Avatar

laislaoeste@gmail.com

2 Comments »

  1. Existe mucha confusion sobre estas aranas en PR. Existen tres viudas en Puerto Rico, La mas extendida y menos peligrosa es la viuda marrón ( (Latrodectus geometricus). Es muy común , especialmente en el area oeste. No es nada nueva en nuestra isla pero poco conocida, Se documento en PR por primera vez en 1901 pero se conocía desde mucho antes. La peligrosidad de su picada depende de cuanto veneno haya injectado con su picada.y se clasifica en leve, moderada o grave. (llamado también latrodectismo). y evidentemente no es el caso aquí por lo que se explica en la cronología de sucesos.. En Puerto Rico son raros los casos de picadas y nunca se ha registrado ninguna muerte a pesar de ser tan común y conocerse desde hace tanto tiempo. En general, a nivel mundial, su picada raramente es letal y no causa necrosis del tejido como indican. Las que causan esta condición ( conocida como loxocelismo) son principalmente las aranas del genero Loxosceles, conocidas como aranas violinistas. Los invito a buscar mas información confiable y orientar correctamente sobre las características de estas aranas. Como nota final, es recomendable que se busque ayuda medica por cualquier picada de arana independientemente de que clase es. Las complicaciones medicas pueden ser variables e impredecibles.

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

error: Content is protected !!