Skip to content

Prohibirían el juego de gallos en Puerto Rico

El deporte de los juegos de gallos ha estado por décadas en constantes disputas por los grupos que lo consideran maltrato de animales. Recientemente se presentó en el Congreso de Estados Unidos el Proyecto HR 4202 que pretende que el “Animal Welfare Act”, sea aplicado a los territorios imponiendo así una prohibición a la celebración del deporte gallístico en la Isla.

Ante esto, el Senador Axel Chino Roque anunció que radicará esta semana una Resolución Concurrente en repudio a la medida para hacer que se escuche en el Congreso la voz de alrededor de 27 mil personas que sustentan a sus familias a través del deporte de los juegos de gallos en Puerto Rico.

En un comunicado, el legislador -quien preside la Comisión de Juventud y Deportes- explicó que el proyecto radicado a inicios de este mes por el Representante Peter Roskam en la Cámara del Congreso de Estados Unidos, atenta contra la práctica de un deporte que tiene miles de seguidores en Puerto Rico y  resaltó que la Isla es considerada como la meca del deporte internacional del juego de gallos por lo que su prohibición afectaría también al Turismo.

“Es un deporte autosustentable. No le cuesta al gobierno, al contrario, aporta a la economía del Estado. Genera miles de empleos directos e indirectos anuales. Su práctica representa una inyección económica sustancial al Turismo”, dijo en un parte de prensa.

El Senador argumentó que, en el caso de Puerto Rico, el deporte de los juegos de gallos, es uno altamente regulado. Por ejemplo, se evalúa el tamaño de las espuelas, el peso, la edad del gallo entre otros criterios antes de agendar los enfrentamientos. Los jueces de vallas son profesionales altamente entrenados para proteger el bienestar de los gallos. Una vez concluyen los encuentros, los gallos son llevados con profesionales de la salud para recibir tratamientos especializados que garanticen un mayor rendimiento.

“Los gallos pelean por instinto y cuando lo hacen en un ambiente natural no hay consideraciones como las que se tiene en un juego de gallos controlado por expertos en esta industria. Nosotros tenemos un deporte en el que los jugadores están adoctrinados hacia la protección, ya que precisamente mantener una condición óptima del animal es crucial para ganar en este juego”, explicó Roque quien también es maestro de historia.

De ser aprobada la Resolución del Senador Roque, se preparará una copia certificada y traducida al inglés para que se le envíe a los miembros del Congreso de Estados Unidos.

“Hago un llamado a todos los ciudadanos que de alguna manera u otra están vinculados al deporte de los gallos a que expresen públicamente su repudio al proyecto hasta que nos escuchen en el Congreso. Hablamos de veterinarios, criadores de gallos, dueños de centros agrícolas, agricultores, fabricantes de trofeos, a todos los que les apasiona este deporte. Le pido que se nos unan en este reclamo al Congreso. No queremos que nos apliquen el “Animal Welfare Act”, queremos que respeten nuestras tradiciones deportivas. Puerto Rico no aguanta otro golpe más a su economía”, sentenció Roque.

Avatar

laislaoeste@gmail.com

1 Comment »

  1. Espero que las peleas de gallo sigan el mismo camino que las corridas de toros, es un salvajismo que ya no pertenence a esta epoca. Ninguno de los argumentos expuestos prueba lo contrario.

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

error: Content is protected !!
%d bloggers like this: