Skip to content

Shirley Ferrer no le cierra las puertas a los programas nacionales

Por Daniel R. Desa / Tiempo Extra con Desa

Madrid, España. En el 1991, en Carolina, Puerto Rico, nació Shirley Ferrer Fontanez en el seno de una familia donde el deporte y los colores patrios se vivían a flor de piel. El atletismo, era el banquete que servía su padre, Julio Ferrer, y su tío, Pedro Ferrer, a diario junto con los valores del respeto, la armonía y la unión familiar. Los primos Ferrer son dos leyendas del atletismo puertorriqueño que alcanzaron la cúspide del deporte, los Juegos Olímpicos de Montreal 1976. Los grandes valores inculcados a Shirley se reflejan en su juego alegre y gran personalidad.

A temprana edad, como era de esperarse, Shirley descubrió su amor por el deporte. No fue el atletismo, si no, el voleibol.  En la Liga de Lomanview de Carolina dio sus primeros pasos, sin imaginarse el brillante futuro que le deparaba. Un año más tarde, ya estaría debutando en los programas nacionales juveniles. Durante esa etapa de desarrollo y crecimiento Mayra Vega, Alejandro Arconada, Susana Montero, Carlos Nuñez y Carlos Cardona fueron vital en su formación.

“Imposible no mencionar a Carlos Nuñez y Carlos Cardona, aprendí muchísimo de ellos” destacó la egresada de Saint Francis School.

A lo largo de la vida, el trabajo extra y el brinco han sido la carta de presentación de Ferrer. Es por eso, que en el 2008 recibe varias ofertas de universidades en el extranjero, pero decide irse con Ariel Ortiz (Q.E.P.D.) a la Universidad Metropolitana (UMET). A partir de ese momento, comienza la dinastía de las Cocodrilas en el voleibol universitario bajo el mando de Carlos Nuñez.

“Recuerdo que me sentía parte de una dinastía y que me habían dado la oportunidad de formar parte del elenco protagónico. Allí aprendí a ganar y a no subestimar a ningún contrincante” manifestó la carolinense.

Su carrera profesional

Paralelo a su carrera universitaria, vestía los colores rojo y blanco de las míticas Criollas de Caguas en la Liga de Voleibol Superior Femenino (LVSF). Tener la oportunidad de enfrentarse a profesionales le ayudó en el desarrollo de su juego para dominar la Liga Atlética Interuniversitaria (LAI). Al cerrar su etapa con la UMET estuvo activa en la LVSF con varios equipos entre ellos: Valencianas de Juncos, Orientales de Humacao y las Lancheras de Cataño.

Más tarde, luego de una excelente temporada con las Lancheras en el 2016 comenzaron a llegar las ofertas internacionales. El Pays’ AixProvance, Veneles en Franciafue el equipo que acudió a los servicios de la boricua para la Ligue A Femenina. Asimismo, saltó al año siguiente a Indonesia para jugar con el GresikPetrokimia. Para la temporada 2018-19, volvió a Francia con el Vandœuvre Nancy donde figuró entre las primeras tres mejores atacantes del torneo.

“Francia ha visto en mí lo que algunos no han podido ver. Allá siempre me voy a sentir en casa” indicó a Tiempo Extra con Desa.

En el 2019-20 regreso a la isla para jugar con las Indias de Mayagüez, tras acordar un contrato de dos temporadas. Sin embargo, por la pandemia del COVID-19 se canceló el torneo.

La selección nacional

A sus 13 años ya formaba parte de los programas juveniles, no es hasta los 17 años donde recibe el llamado de la Selección Nacional Adulta de Puerto Rico. Desde entonces, es parte de un sin número de eventos internacionales hasta el 2020 donde anuncia su retiro del combinado. Para la opuesto representar a Puerto Rico siempre lo ha sido todo.

“Siento y padezco por mi país, poderlo representar es como aportar directamente a mejorarlo y a darlo a conocer en el mundo entero. Mi recuerdo más bonito y a la vez triste es haber tenido la oportunidad de aportar en la clasificación de nuestra selección a Rio 2020. La otramemoria que me llevo es haber escuchado el Coliseo Roberto Clemente gritar mi nombre al momento de entrar a jugar” expresó la entrevistada.

Ferrer destaca un momento agridulce cuando Puerto Rico logró por primera vez la clasificación a los Juegos Olímpicos de Rio 2016 porque fue cortada del plantel, tras el cuerpo técnico optar por llevarse dos líberos. No obstante, permaneció siempre a la disposición de los llamados patrios hasta anunciar su retiro en las pasadas semanas.

“Siempre uno debe irse con la cabeza en alto como mismo entró a los lugares.  Siempre se recuerda como se termina y yo quiero que me recuerden que terminé fuerte y no derrotada. Sin embargo, no le cierro las puertas a nada que sea para aportar a nuestros programas nacionales” destacó sobre su retiro.

Planes futuros

A nivel deportivo contempla jugar por varios años más. En cambio, en el ámbito profesional tiene como meta continuar aportando al desarrollo del deporte y la recreación en nuestra isla.

“Hay que trabajar en el respeto a los entrenadores. Nunca debemos pensar que ya lo sabemos todo, porque nos cerramos las puertas a aprender cosas nuevas”, expresó Ferrer.

Entre sacrificio, amor y perseverancia se ha basado la carrera de Shirley para alcanzar su éxito. Por eso les envía un mensaje a los jóvenes que quieren seguir sus pasos.

“Yo siempre digo que la gente que no cree en si misma va a intentar que te sientas igual para que no crezcas; nunca permitas eso. Muchos no van a creer en ti, quédate con los que si crean. Y recuerda que cada NO, te acerca a ese SÍ que te cambiará la vida por siempre” concluyó la atacante de las Indias de Mayagüez.

Avatar

laislaoeste@gmail.com

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

error: Content is protected !!
%d bloggers like this: