Skip to content

Si el COVID-19 te agarra leve

Por One Red Media

Si bien es cierto que el novel coronavirus SARS-CoV2 ha cobrado miles de vidas alrededor del mundo, podemos dar por hecho que no todos los casos son fatales.

A la luz de los casos positivos cuyos pacientes han mostrado síntomas leves y se han recuperado, ofrecemos a continuación el Protocolo de aislamiento en el hogar para pacientes de COVID-19 que no requieran cuidado hospitalario, difundido hoy por el Departamento de Salud de Puerto Rico en su cuenta de Twitter.

De no requerir hospitalización:

  • El paciente debe permanecer en su residencia en todo momento. Si cohabita con otras personas en la residencia, el paciente debe permanecer en una habitación independiente con la puerta cerrada.
  • Se debe practicar el lavado frecuente de manos utilizando agua y jabón o gel con alcohol (“hand sanitizer”).
  • El paciente y sus cohabitantes deben evitar tocarse la cara.
  • El paciente debe utilizar mascarilla desechable si va a interactuar con otro cohabitante.
  • El cohabitante usará mascarilla y guantes si va a tener contacto con secreciones corporales del paciente. Se desecharán estos guantes y la mascarilla immediatamente seguido de lavado copioso de manos.
  • Los cohabitantes y el paciente no deben compartir utensilios de higiene personal, vajilla, cubiertos, vasos, etc.
  • Los cohabitantes y el paciente no deben compartir ropa de vestir, sábanas, ropa de cama y toallas.
  • En la residencia se debe realizar un lavado frecuente de superficies de contacto que se utilicen con mucha frecuencia.
  • Se debe realizar un lavado diario de la ropa, sábanas, ropa de cama y toallas.
  • De haber mascotas en la residencia, se debe evitar contacto con las mismas.

Evaluación de la capacidad de cumplimiento del paciente y su familia y/o cohabitantes para seguir el protocolo

  • Se debe hacer una evaluación de cuántas personas cohabitan con el paciente y el rol que tendrán en el cuidado del paciente en el hogar. Es importante determinar que el paciente y los miembros de su familia o cohabitantes entienden las instrucciones, en especial todo lo referente a medidas protectivas.
  • Se determinará la presencia de otros cohabitantes que pudieran estar en alto riesgo de contagio, es decir, mayor de 65 años, embarazadas, immunosuprimidos, con fallo congestivo u otras enfermedades crónicas.

Para evaluar la capacidad de la estructura física:

  • Determinar si la casa tiene capacidad para alojar al paciente en un cuarto solo.
  • Es deseable que haya un baño para uso exclusivo del paciente.
  • La estructura debe tener una ventilación adecuada.
  • Los habitantes del hogar deben tener suplido de agua en la residencia y deben suplirse de “hand sanitizer”, jabón, guantes desechables, mascarillas desechables, limpiadores de superficie, detergente de lavar ropa.

Se deben restringir las visitas no esenciales y el paciente utilizará mascarilla en toda interacción imprescindible con otra.

El paciente o sus cohabitantes deberán notificar cualquier desarrollo de nuevos síntomas. El proveedor de salud hará un monitoreo al menos semanal durante los primeros 14 días, preferiblemente utilizando Telemedicina.

La implementación de algunas recomendaciones específicas podrían depender de las características del hogar de cada paciente, incluyendo estructura física, presencia de cohabitantes, y factores psicosociales y económicos, entre otros. El profesional de la salud debe tomar en cuenta estas recomendaciones y la realidad biosicosocial de cada paciente a la hora de determinar si puede enviarse para aislamiento en su hogar.

Avatar

laislaoeste@gmail.com

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

error: Content is protected !!
%d bloggers like this: