Skip to content

Proponen mapa para reducir pobreza infantil en diez años

El Instituto del Desarrollo de la Juventud presentó el estudio, ‘Un futuro de pobreza infantil en Puerto Rico: cuánto nos cuesta y qué podemos hacer’, el cual reveló el costo económico de no atender las repercusiones de la pobreza infantil para Puerto Rico y diez medidas que podrían llevar a reducir la pobreza infantil en un plazo de 10 años, donde uno de cada tres niños podría salir de la pobreza. Según el estudio, el no atender la pobreza infantil le cuesta al país $4,418 millones anuales. Este costo representa el 4.3% del producto nacional y un costo per cápita por niño pobre de $11,536. En contraste, atender la pobreza infantil requeriría una inversión máxima de apenas $2,700 millones anuales, por 10 años.

Para la Dra. María E. Enchautegui, economista y directora de investigación y política pública del Instituto del Desarrollo de la Juventud, la pobreza infantil es un problema económico y de productividad para el país a corto y largo plazo. “En Puerto Rico miramos las cosas de manera inmediata y no se atienden las repercusiones a futuro. Los niños y niñas son los que construirán el nuevo Puerto Rico, pero a muchos les faltan las herramientas para convertirse en protagonistas del futuro económico del país”, comentó.

El estudio del Instituto del Desarrollo de la Juventud (IDJ) presenta nueva evidencia sobre el impacto de la pobreza infantil para Puerto Rico, cuantifica su costo anual y presenta una guía de política pública para reducir significativamente la pobreza infantil en un plazo de tres a diez años. El estudio se enfocó en cuantificar los costos relacionados a los ingresos reducidos como consecuencia de una menor educación alcanzada, baja productividad y baja empleabilidad, así como los efectos en la salud debido al aumento en gastos médicos, daños a la calidad de vida y costos relacionados a la educación especial. Además, incluye los efectos de la criminalidad, tales como, costo gubernamentales para combatir y procesar crímenes, costos de homicidios, valor de propiedad robada, costos de seguridad privada y la pérdida de ingresos por encarcelación. Más allá de los análisis cuantitativos, el estudio fue complementado con entrevistas a madres que viven esta realidad día a día, para así asegurar que estuviese arraigado en las voces de aquellos afectados.

En Puerto Rico, el 58% de los niños y niñas viven bajo el nivel de pobreza; 37% en pobreza extrema. Según el IDJ, los costos asociados a la pobreza infantil se resumen de la siguiente manera:

El costo por pérdida de ingresos se calcula en unos $1,969 millones anuales; en costos de salud, se estiman pérdidas de $1,376 anuales y $1,072 millones en costos relacionados a la criminalidad, para un total anual en pérdidas por inacción a causa de la pobreza infantil de $4,418 millones. El estudio reveló además que:

  • Cada menor que viva la mayor parte de su vida en pobreza pierde un ingreso promedio anual de $17,922.
  • En términos de los costos en salud, la pobreza infantil reduce el valor del capital de salud en $1,271 por año, por persona.
  • El estudio estimó además que el 50% de los costos del crimen en el país pueden ser atribuidos a la pobreza infantil.

“Reducir la pobreza infantil cuesta, pero más nos cuesta no hacer nada. A pesar de la crisis económica y la deuda, la buena noticia es que aún las soluciones más costosas son altamente costo efectivas. Los fondos para costear la estrategia de erradicar la pobreza infantil pueden provenir de eficiencias gubernamentales, fondos federales subutilizados, reenfoque de fondos destinados a los niños y tomando ventaja de programas existentes”, añadió la Dra. Enchautegui. “Por ejemplo, según los cálculos, el costo de la pobreza infantil por tres años es de $13,200 millones; en contraste, el costo de reducirla por 9 puntos porcentuales en tres años sería apenas $6,400 millones, prácticamente la mitad”, explicó.

Para resolver este problema que parecería insoluble, el IDJ recomienda una serie de políticas públicas que reducirían significativamente la pobreza infantil en la isla durante los próximos 10 años. Estas recomendaciones incluyen:

  1. Políticas de Impuestos
    1. Expandir el Crédito Federal por Hijos a Familias con 1 o 2 niños
    2. Mantener el Crédito por Ingresos Devengados
    3. Crear un crédito a los patronos por emplear personas bajo el programa de Oportunidad de Transición al Trabajo
  2. Políticas Económicas y de Trabajo
    1. Expandir empleos subsidiados por el gobierno a padres, madres y jóvenes
    2. Crear un programa universal de transferencias a familias con niños ($100 por niño mensual)
  3. Políticas para Remover Barreras al Empleo
    1. Asegurar el acceso a programas de desarrollo y educación pre-escolar
    2. Extender programas de horario extendido a todas las escuelas públicas
    3. Implantar programas de dos generaciones en las escuelas públicas
  4. Políticas de Desarrollo de Capital Humano
    1. Desarrollar programas de adiestramiento sectorial
    2. Revitalizar programas para completar 4to año y grados asociados

Reducir la pobreza infantil en Puerto Rico es posible si se adopta una agenda deliberada para combatirla, pero, hace falta voluntad política y el compromiso de nuestros líderes”, comentó por su parte Amanda Rivera Flores, directora ejecutiva del IDJ. “Aunque el tema de pobreza le parezca a muchos como algo lejano de su realidad, los números nos dicen que la mayoría de familias con niños vive en la pobreza o cerca de ella. Es por esto que, en este año de elecciones, es importante que como ciudadanía exijamos que este tema se incluya en las plataformas de todos los candidatos a la gobernación”.

Este año eleccionario, el IDJ buscará que todos los candidatos a puestos electivos incluyan la pobreza infantil en sus plataformas políticas.

Grupos de los principales sectores civiles y profesionales se han unido al reclamo para exigir que se atienda la situación de pobreza infantil en Puerto Rico. El estudio y la guía de política pública cuentan con el endoso de las siguientes organizaciones: Centro Sor Isolina Ferré, Fondos Unidos, Crearte, Colegio de Profesionales de Trabajadores Sociales, Fundación Banco Popular, Fundación Comunitaria de Puerto Rico, Asociación de Psicólogos de Puerto Rico, GrupoG-8, Asociación de Industriales de Puerto Rico, Oxfam, Boys & Girls Club de Puerto Rico, Cámara de Comercio de Puerto Rico, P.E.C.E.S., Asociación de Productos de Puerto Rico, Asociación de Comercio al detal de Puerto Rico, Red por los Derechos de la Niñez y la Juventud de Puerto Rico, Taller Salud, Ser de Puerto Rico, Asociación de Constructores de Puerto Rico y Foundation for Puerto Rico.

El IDJ presentará el estudio próximamente en una sesión informativa en el Congreso en Washington; en el Banco de la Reserva Federal de Nueva York; y llevará a cabo esfuerzos adicionales de abogacía a nivel nacional y local.

Para más información sobre el estudio, ‘Un futuro de pobreza infantil en Puerto Rico: cuanto nos cuesta y qué podemos hacer’, visite la página web: www.cuantonoscuesta.com. Si desea conocer más sobre el Instituto del Desarrollo de la Juventud (IDJ), visite: www.juventudpr.org; síganos en nuestra página en Facebook: @IDJ.PR; o en Twitter: @IDJ_PR; o escríbanos un correo electrónico a: info@juventudpr.org.

Avatar

laislaoeste@gmail.com

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

error: Content is protected !!
%d bloggers like this: